“El poder del dinero es un móvil axiomático”

.

En el mes de julio fue destituido en Pinamar Blas Altieri: segundo intendente removido de su cargo. El primero en tener “este honor” fue Roberto Porretti, en 2008 -después de un año de gestión- siendo acusado de pedir coimas a los boliches. En diálogo con COMUNA, la periodista Adelina Mercuri cuenta la trama detrás de la destitución.

.

Altieri comenzó su primer mandato en 1991, cuando Carlos Saúl Menem estaba apenas empezando su primera presidencia. Fue su aliado y su protegido durante la década de los 90, mientras Pinamar era la sede veraniega de la ostentación política y la corrupción. Allí los mafiosos, empresarios y políticos, hacían sus negocios, borrando del mapa a quienes intentaran denunciarlos, como fue el caso del reportero gráfico José Luis Cabezas. En su última etapa Altieri fue acobijado por Daniel Scioli.

El ex intendente coleccionaba una larga lista de causas ante la justicia, pero la gota que rebalsó el vaso fue la adjudicación de viviendas sociales a sus propias hijas. Algunos medios locales en conjunto con el abogado Lucas Ventoso llevaron adelante la denuncia legal y pública, soportando las amenazas por parte de la patota que aún hoy respalda al funcionario.

COMUNA dialogó con Adelina Mercuri, periodista de uno de los medios locales, PinamarInfo.

.

¿Cuáles fueron las causas que llevaron a la destitución del ex intendente Blas Altieri? ¿Tiene relación con el tema de las viviendas sociales?

La destitución de Altieri es una conjunción de muchos factores. El tema central es la corrupción de un gobierno que creció a la sombra del menemato y se aceitó y afirmó a través de los distintos gobiernos. Altieri utilizó el mandato del pueblo para beneficio propio y de sus cómplices, sus funcionarios. El tema de las viviendas es el acto de corrupción mas descarado. Es emblemático. Porque el daño perdura en el tiempo. El perjuicio que sufrió cada persona al negarle la posibilidad de acceder a una vivienda digna, en manos de las hijas de Altieri, no se reparará jamás, aunque hoy las devuelvan. Pero a mi criterio el factor desencadenante de la destitución de Altieri se llama Lucas Ventoso (Abogado). Sin él y el sostén de Gabriel Viduli (Concejal) no se hubiera logrado la destitución ni las causas que se tramitan en la Justicia. Y permítanme dedicar un párrafo aparte al periodismo que acompañó a Ventoso en la cruzada en contra del gobierno vecinalista y de otros periodistas que intentaron tapar y tergiversar la información. .

¿Tenía causas ya existentes en la justicia?

Una de las causas que se tramita en la Justicia es la de las viviendas sociales. Pero además, Altieri está denunciado por asociación ilícita, lavado de dinero, incumplimiento de los deberes del funcionario público, etc. Todo ello conforma una mega causa que lleva adelante el Dr. Ventoso y que le implicó ir contra los funcionarios del Ministerio Público; como el fiscal General de Dolores, Diego Escoda, por “cajenoear” las causas. No te olvides que el socio de Altieri, Carlos Oricchio, también acusado por Ventoso, es representante legal de los magistrados de la Suprema Cortede Justicia de la Provincia de Buenos Aires.

En la ciudad se venía sacando a la luz a través de medios independientes como es el periódico virtual en el que vos participás ¿Cómo fue esa tarea?

En el diario digital, PinamarInfo, fuimos publicando cada denuncia efectuada por Ventoso (ver nota). Eso nos llevó a recibir amenazas de parte de Oricchio, abogado con muchas influencias. Fueron días duros, de presiones e intentos de desprestigio. Se montaron operaciones periodísticas de todo tipo en contra de los ediles opositores y los periodistas denunciantes. Pero la búsqueda de la verdad fue tan fuerte que las fuerzas se renovaban día a día.

La denuncia se hizo visible a nivel nacional después de la cobertura del programa televisivo CQC ¿qué rol jugaron los otros medios locales y nacionales?

Lo de CQC fue muy valioso y detonante. Cuando supe lo que había pasado me indigné y sentí mucha solidaridad con los chicos. No es fácil empaparse de las cuestiones políticas e institucionales de un pueblo. El caso de CQC fue diferente a los otros medios nacionales que vienen y hacen el famoso “toco y me voy”. Y cuando dan la  noticia generalmente es pobre y muchas veces errónea. Pasó con el caso Cabezas y la destitución de Porretti (anterior intendente de Pinamar). Los periodistas nacionales buscan la espectacularidad. En ese sentido la noticia cumple una función mediática por excelencia, los corresponsales nacionales suelen realizar un trabajo desde el punto de vista informativo muy mediocre. Y esto sucede porque no les importa. En cambio, Gonzalito –notero de CQC- se comprometió con el caso de las viviendas y al ser atacado pudo comprobar en carne propia lo que vivíamos en Pinamar. Porque fue agredido por la jauría de funcionarios que a su vez, para justificar sus agresiones, intentaron instalar una mentira -que Gonzalito había golpeado a una beba-. Patraña que el propio Altieri repitió en la sesión inaugural del Concejo Deliberante. Es tanta la desfachatez que aún hoy, los involucrados insisten con la mentira.

¿Cómo fue todo el proceso desde la denuncia pública hasta la destitución? ¿Y cuál fue la reacción y participación del pueblo pinamarense en ella?

Desde las denuncias hasta el momento de la destitución, fueron tiempos tensos. Nosotros (un grupo de periodistas) empezamos a denunciar a Altieri desde el momento que asumió, en 2010. Porque conocíamos su pasado y su asunción fue producto de un acuerdo con Scioli y los empresarios pinamarenses. Su vuelta estuvo plagada de dudas. Incluso con el voto electrónico. Al poco tiempo de asumir hubo una conferencia de prensa, que fue la última que dio, no podía responder las preguntas de los periodistas y nos acusó de tener intencionalidades políticas y partidarias. Fue allí cuando empezó a cerrar las puertas de la intendencia. Después entró en escena Lucas Ventoso, el joven abogado traía todo documentado, denuncia tras denuncia. Implacable. Entretanto un grupo de trabajadores municipales y la cúpula gremial, escudados en una lucha sindical, se transformaban en la fuerza de choque del gobierno de Altieri. Recordemos que Liberanome (personaje de la política que desempeñaba ese rol) y su escueces habían sido decapitados después de lo sucedido con CQC. Con tristeza debo decirte que la ciudadanía no tuvo una participación activa. Lo cual a veces te hacía sentir en la más absoluta soledad. Los concejales de la oposición también la pasaron muy mal y fueron el flanco de las amenazas. Lo de las “patotas de Altieri” no es solamente un título, es una realidad.

¿Cuál es el estado actual de la situación judicial, política y social en Pinamar después de la cesantía de Altieri?

La destitución de Altieri es simbólica. Él sigue moviendo los hilos de la intendencia y los funcionarios le responden. Creer que la situación va a cambiar  porque Altieri no está (que no es real) es una ingenuidad. Básicamente es el mismo gobierno que realiza las mismas prácticas. Judicialmente estamos esperando que se expida la Suprema Corte bonaerense en torno a la destitución del intendente. Y por otro lado, que la Justicia ordinaria actué en las causas contra Altieri. En cuanto a la situación social, a  Pinamar le falta mucho para sanear la corrupción enquistada en el poder. El entramado es tan cerrado que se necesita una renovación total de la política y una participación más activa de la comunidad, y la ciudadanía aun es indiferente. De todas formas, y para no dar un mensaje que parezca más escéptico que realista, debo decir  que hay valiosos actores sociales en Pinamar; en los que yo, particularmente, tengo las esperanzas fundadas.

Altieri fue intendente durante las presidencias de Menem ¿Cómo era el contexto socio- político en Pinamar, albergue -principalmente en verano- de personajes con mucho poder?

Sí, los 90 fueron el escenario propicio para Altieri. Políticos y jueces corruptos se congregaban en la zona veraniega más cara del país. Playa, mar, negocios y política. Mientras el país se rifaba, en Pinamar se mostraba la ostentación de manera oprobiosa.

 

¿Cuál fue la vinculación de Altieri con el caso Cabezas?

Lo de José Luis Cabezas es una deuda pendiente que nunca se saldará, como tantas otras. Aún hoy hay dudas sobre las circunstancias que rodean su muerte. Hace poco tuvimos acceso a una denuncia que sonó escalofriante, tiene que ver con la aparición del cuerpo de una mujer en el balneario CR, el mismo día de la muerte de Cabezas.  Pero el correr de los años y la pérdida de pruebas dificultan su esclarecimiento. De lo que no hay dudas es que hubo un complot político, empresarial y policial. Y cuando digo esto me refiero a que más allá de las vacilaciones entorno a lo sucedido con Cabezas, el ámbito  orquestado por Altieri en Pinamar, era propicio para que pasara lo que pasó con José Luis y mucho más. El poder del dinero es un móvil axiomático.

¿Cómo manejaron los medios hegemónicos la noticia del asesinato del reportero gráfico?

En cuanto a rol de los medios hegemónicos, enfatizó lo que te dije antes: lo trataron con la espectacularidad que tratan cualquier noticia de esas características. No sé si fueron sinceros, ni el dolor, ni la preocupación  por la muerte y las formas y los implicados. Lo triste fueron las especulaciones que incluye a la editorial Perfil. Por otra parte, el Grupo Clarín que siempre es duro con las noticias en contra de Pinamar, aprovechó y pegó más en función de sus intereses económicos que están en Punta del Este. Al mismo tiempo una gran parte de la ciudadanía pinamarense lo vivió como un ataque personal y culparon a la víctima. Entonces aparecieron los resabios de la dictadura: “Estaba en algo raro”.

Muchas gracias Adelina.

Gracias a ustedes.

.

Está claro que los medios de comunicación juegan un rol preponderante en las decisiones políticas de una población. La diferencia está en el lado en que decidan pararse. Pueden optar por la negación total de una realidad que encubre negociados entre quienes “arman” la noticia y quienes son beneficiarios directos de tal negación. O como lo ocurrido en Pinamar, donde los medios decidieron ser denunciantes de los acuerdos turbios entre funcionarios y empresarios.

Mientras los medios hegemónicos desinforman -con la intención de encubrir- los medios alternativos toman como tarea exponer las diferentes caras de la misma realidad, buscando generar pensamiento crítico.

Violeta Porro, Patito Amarillo y  Blanco  Teta

Anuncios

Un comentario el ““El poder del dinero es un móvil axiomático”

  1. El poder del dinero

    Manuscritos Económicos y filosóficos de 1844 [Cuadernos manuscritos del joven Marx]
    Tercer Manuscrito
    Karl Marx

    (XLI) Si las sensaciones, pasiones, etc., del hombre son no sólo determinaciones antropológicas en sentido estricto, sino verdaderamente afirmaciones ontológicas del ser (naturaleza) y si sólo se afirman realmente por el hecho de que su objeto es sensible para ellas, entonces es claro:

    1) Que el modo de su afirmación no es en absoluto uno. y el mismo, sino que, más bien, el diverso modo de la afirmación constituye la peculiaridad de su existencia, de su vida; el modo en que el objeto es para ellas el modo peculiar de su goce. 2) Allí en donde la afirmación sensible es supresión directa del objeto en su forma independiente (comer, beber, elaborar el objeto, etc.), es ésta la afirmación del objeto. 3) En cuanto el hombre es humano, en cuanto es humana su sensación, etc., la afirmación del objeto por otro es igualmente su propio goce. 4) Sólo mediante la industria desarrollada, esto es, por la mediación de la propiedad privada, se constituye la esencia ontológica de la pasión humana, tanto en su totalidad como en su humanidad; la misma ciencia del hombre es, pues, un producto de la autoafirmación práctica del hombre. 5) El sentido de la propiedad privada —desembarazada de su enajenación— es la existencia de los objetos esenciales para el hombre, tanto como objeto de goce cuanto como objeto de actividad.

    El dinero, en cuanto posee la propiedad de comprarlo todo, en cuanto posee la propiedad de apropiarse todos los objetos es, pues, el objeto por excelencia. La universalidad de su cualidad es la omnipotencia de su esencia; vale, pues, como ser omnipotente…, el dinero es el alcahuete entre la necesidad y el objeto, entre la vida y los medios de vida del hombre. Pero lo que me sirve de mediador para mi vida, me sirve de mediador también para la existencia de los otros hombres para mi. Eso es para mi el otro hombre.

    Los tengo en el blogroll a la derecha abajo. acá http://volarlibremente.blogspot.com.ar/2012/07/el-poder-del-dinero.html

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s